Home » Opinión » Arrancan las campañas.

Arrancan las campañas.

 

 

Eduardo Borunda.

Por fin, el día ansiado por los candidatos al Senado, la Cámara de Diputados y por supuesto la elección de Presidente de la República inicia este 30 de marzo del 2018. En ella, observamos tres grandes bloques electorales que van juntos en la elección presidencial pero no revueltos en la elección de senadores y diputados. Ello provocará una dispersión del voto al momento de dividir las preferencias de los ciudadanos entre candidatos y partidos por lo que se puede predecir que quien gane la elección presidencial no necesariamente tendrá el control de las dos cámaras legislativas. La candidata independiente no se observa en los medios ni en los spots del arranque de las campañas.

El tema central de las campañas será absorbido por los candidatos presidenciables, lo veremos en las pautas que el INE ha establecido con estricto apego a la norma electoral. Los candidatos a senadores y diputados tendrán poco espacio para contender por un minuto en radio y televisión, serán relegados pero no olvidados en ese contexto. En cuanto a la elección local, para elegir presidente municipal, diputados del congreso del estado y síndicos, pasarán desapercibidos en la madre de todas las batallas político electorales de México.

En este tenor, la elección presidencial tendrá como discurso principal el de la corrupción. Andrés Manuel López Obrador, con un fondo verde de vegetación, hace el compromiso de quitar el fuero para que cualquier presidente de la república o legislador y puedan ser juzgados por actos de corrupción. En el spot se compromete también a mandar una iniciativa de ley para promover la revocación de mandato. En el spot de televisión del Partido Encuentro Social también se encuentra el tema de corrupción: limpiar al gobierno de corrupción.

El candidato del PRI, José Antonio Meade, en el spot dedicado a los jóvenes universitarios, deja en claro a pregunta expresa que no todos los políticos son corruptos, que se puede hacer política sin lavar dinero, también, dentro del spot le preguntan que si habla inglés, y el afirma: “Sí, hablo inglés bastante bien”. Remata diciendo que no tiene “ninguna mancha”. El tema de la corrupción aparece entonces en su discurso, diciendo que él no lo es y que hay que comparar a los otros para no equivocarse.

En el caso de Ricardo Anaya, candidato del PAN a la presidencia de la república, simboliza la contienda electoral a través de una lucha entre gladiadores enmascarados (ring de lucha libre), en el cual se observa a los pocos segundos un cuadrilátero lleno de lodo. En el audio se escucha: “Algunos quieren traer la elección a su terreno, porque en su terreno todo es lodo, golpes bajos y trampas”, es decir, una descalificación de los otros por no acatar las reglas del juego, sinónimo de la corrupción política. Al final, entonces, del mismo spot argumentan que ellos, los malos, no quieren que los ciudadanos distingan a unos de otros. A los buenos de los malos de la lucha.

En conclusión, los partidos políticos tienen delante de sí un gran compromiso con México, no pueden fallar otra vez ya que se recrudecería la poca credibilidad que estos tienen con la sociedad. El tema de la corrupción será parte del discurso oficial de cada uno de los candidatos. Las propuestas se irán dando cada vez poco a poco, los mexicanos no queremos más promesas, lo que deseamos son compromisos y se honre la palabra del ser humano. Es decir, no podemos recuperar la confianza de los ciudadanos en los políticos que sólo quieren acceder al poder sin una visión social.

Tal vez te interese...

El debate presidencial… TUCAMLOVE.

    Eduardo Borunda. El debate presidencial que se celebró este domingo 22 de abril …

Powered by themekiller.com