Home » Opinión » AMLO… Democracia o autoritarismo.

AMLO… Democracia o autoritarismo.

 

 

 

La democracia mexicana ha tenido un largo periodo de construcción, incluso hay quienes han sostenido sistemáticamente la impureza de la misma, una dictadura validada, avalada y legitimada a través de los votos ciudadanos. Los críticos, principalmente de la extrema izquierda, llegaron a llamar como una transición inconclusa la llegada al poder de un partido político diferente al otrora partido hegemónico, era más de lo mismo, decían. La democracia y el tránsito hacia a ella ha sido un tema recurrente para legitimar o para degradar al partido político en el poder o al titular del mismo.

Atrae la atención, que en este llamado de la cuarta transformación de México, existan voces que han declarado rasgos de autoritarismo. Lo reseño el periódico Reforma a través de una nota periodística pero no es la primera vez que se publica una información de esta naturaleza. Se abre entonces una nueva ventana de estudio para los transitólogos… con una variante de una democracia a un estado autoritario que puede tergiversar en una dictadura y en el peor de los casos en una tiranía. Se asoma la punta del iceberg de una regresión antidemocrática.

El tema no es cualquier cosa, es un llamado a la reflexión de los estudiosos de las ciencias sociales, de los demócratas, de los afines al nuevo régimen y de la misma sociedad. La aprobación por la Cámara de Diputados de una iniciativa que fue calificada como un primer paso para buscar la reelección. COPARMEX en un pronunciamiento muy concreto de Gustavo de Hoyos manifestó que la intensión de imponer en las elecciones del 2021 el tema de la revocación de mandato es una jugada “tramposa” que pretende a la larga incidir en una posible reelección constitucional.

Las palabras de Andrés Manuel López Obrador fueron las siguientes: “Voy a decir que soy partidario de la democracia, que estoy de acuerdo con la máxima del Sufragio Efectivo no Reelección; que soy maderista, que es uno de los hombres que más admiro, que como se le ha denominado, así le llamo, ‘El apóstol de la democracia’ y que no soy un ambicioso vulgar, que voy a servir, si lo decide el pueblo, seis años: y que a finales del 2024 termino mi mandato”.

En el plano local, la dirigencia de COPARMEX en Ciudad Juárez hace eco del pronunciamiento, no a la revocación de mandato, no a la reelección, mencionó Eduardo Ramos. Existen voces entonces, que coincidimos en que no podemos callar y que tenemos que alzar la voz. Este es un principio básico de la democracia, el “discenso”. Aclaro que le apostamos a que el gobierno federal tenga éxito pero hay que aterrizar las ideas en lo local, para que no sólo sean discursos sino las acciones del nuevo gobierno los que materialicen el bienestar de la sociedad y del pueblo.

Los espacios de discusión deben abrirse, sino existe intensión de una reelección, si lo va a firmar y empeñar su palabra como dice, entonces ¿Qué necesidad de aprobar una ley que abre el camino a una ambición de más poder? Los diputados ya aprobaron la iniciativa, pero los senadores deben valorar lo que están viendo en otros países y pensar y votar en contra de esta reforma. Este tipo de acciones, incluso chocan, ya que si bien es cierto existe una división de poderes, tal pareciera que no la hay. No necesidad de mandar mensajes erróneos.

Las acciones cuentan, el país con ellas estás desviaciones esta provocando una polarización de México. Reitero, no hay necesidad de ello. La propuesta es concreta, establecer mesas de diálogo con legisladores, con el representante del propio AMLO en el estado de Chihuahua y aclarar esas grandes dudas que parecen ser grandes verdades. Le apostamos a la unidad nacional, no podemos dividirnos más como sociedad.

 

Tal vez te interese...

COMENTARIO A TIEMPO

    Amigas y Amigos Colegas: Afectuosos saludos, les entrego el COMENTARIO A TIEMPO SAÚL …

Powered by themekiller.com