Home » Expresión » DON CARLOS SLIM HELU

DON CARLOS SLIM HELU

Por: Cuauhtemoc Monreal Rocha
Al consumidor se le deben proporcionar articulos finos y baratos, tratar directamente con el, darle facilidades de pago y ajustar (el empresario) sus actos a la mas estricta moralidad y honradez. Carlos Slim Helu. Empresario Mexicano triunfador.
Lo anterior es una parafrasis constructiva que se cita en las paginas 32 y 33 del libro Los Secretos del Hombre Mas Rico del Mundo, CARLOS SLIM HELU, de Jose Martinez (editorial OCEANOexpres), un mexicano triunfador (agregamos nosotros) que, a donde quira que va, va la polemica con el, pues para unos, segun Pepe, es un enigma, mientras que para otros, es todo, menos eso, pero a este hombre «forbes» (a quien le enviamos un sincero y afectuoso abraso), mientras posea su enorme fortuna, se le vera con lupa, pero tambien le caeran los reflectores, por ser uno de los mexicanos mas escuchados de este planeta, amen de que piensa que la palabra exito, implica valores y principios y no necesariamente, obtener resultados favorables en lo material.
Sabemos, por esa innata intuicion periodisticas (?) que poseemos, que los amables lectores (as), estaran pensando y preguntandose a la vez: ¿Y ahora que le pico a Don Cuauhtemoc?, ¿Que trae con Don Carlos, aunque haya sido su patron?. En lo personal nada, de nada, solo en lo comercial, porque hemos pasao ¡coño!, una odisea, peor que la que paso Ulises, para volverse a encontrar en Itaca, con su hermosa y encantadora esposa Penelope, quien lo esperaba con ancias locas y tener, eso que Francisco Martin Moreno, llama Arrebatos Carnales, pues 10 años 10 de ausencia, de soledad, son demasiados para una bella mujer, asediada por toda clase de varones, anciosos de poseerla, si lograban tensar el arco del guerrero que desafio, amarrado del mastil de su embarcacion, El Canto de las Sierenas. Si estamos mal, favor de corregirnos.
Lineas arriba les escribimos que aludimos al compadre Carlos (por llamarlo de alguna manera familiar), porque desde el punto comercial, tenemos algo  que ver indirectamente, pues algunos de sus empleados, no acatan la filosofia de este gran empresario: vender bueno, bonito y barato, pero sobre todo, actuar con honestidad con el cliente, con el comprador, estando seguros de que el señor Slim, dadas sus multiples ocupaciones, ni se entera de estos desaguizados en que lo hacen coparticipe, algunos jefecillos «Zs», que quieren quedar bien con todo mundo, menos con el cliente, con el consumidor y le dan con la puerta en la nariz, tal como lo hacen algunos empleadillos de SEARS, en esta nuestra H. Ciudad Juarez, Chih., Mex., donde sobresale, por su atencion al cliente, un joven profesionista, que no escribimos su nombre, para no comprometerlo, con sus  malos compañeros.
Resulta que en el mes de junio del 2011, decidimos, de esas veces, comprar, para nuestro trabajo periodistico, una camara fotografica digital, sin reparar en precio, ni fijarnos en la marca, que al final resulto ser una Nikon, producto que a las primeras de cambio, se descompuso, el mecanismo que mueve la lente, se atoro y pronto corrimos a SEARS, para que nos cambiaran la susodicha camara, ¡Oh iluso!,  de entrada la respuesta fue un rotundo NO, hable usted con el proveedor, nosotros nada tenemos que ver ya, atonitos, sin decir palabra, pero sin agachar la testa, nos retiramos de la tienda y nos fuimos a Profeco, al mes y medio, nos dieron otra camara y volvio a fallar el mismo mecanismo, hay vamos de nuevo a Profeco y hasta el momento de escribir estos renglones (30-ll-12), y pasar 6 meses 6, no nos han resuelto el problema y todeavia andamos pasando las de Cain.
El once de enero del 2012, nuevamente volveremos a Profeco, haber que nos dice el representante de SEARS, porque ni nos quieren dar otra camara, ni no quieren acreditar en alguna de nuestra cuentas de credito, el valor de la maldita camara, que en nuestros 10 segundos 10 de pen…tontos, pagamos de contao ¡joder!, por lo que es necesario que a todos los empleados de SEARS, se les comunique, los postulados de su patron el señor Slim: El cliente o el consumidor, DEBE ESTAR POR ENCIMA DE TODO, pag. 162, del libro citado. Ojala que de estos pequeños detalles, se enterara…

DON CARLOS SLIM HELU.

Tal vez te interese...

DESTRUYENDO EL FUTURO

  Cuauhtémoc Monreal Rocha Nunca puedes planear el futuro a través del pasado. Edmund Burke, …

Powered by themekiller.com